El turista rural eno-gastronómico

El Observatorio del Turismo Rural presenta, a partir de septiembre de 2015, sus nuevos informes sobre el sector. El estudio aborda cuestiones novedosas y revisa otros aspectos para saber la evolución del sector en el último año.

Universo viajeros: 2.822.947 INE 2014
Error muestral: 0,8%
Nivel de confianza: 95%
Universo propietarios: 15.221 INE 2014
Error muestral: 1,65%
Nivel de confianza 95%

Tras analizar el balance del turismo rural durante el 2015 en España y saber que hay un cierto asentamiento en el sector, hemos querido indagar en nuevos perfiles rurales y sustraer datos para comprobar que hay oportunidades de mercado para los propietarios.

En esta ocasión, nos centramos en los turistas eno-gastronómicos, es decir, aquellos que entre sus principales motivaciones para practicar turismo rural les interesa vivir experiencia eno-gastronómicas. Sin duda, la gastronomía es un factor de atracción para todo tipo de turistas, pero en el entorno rural destaca especialmente su ligazón con componentes de cultura, tradición y riqueza local que merece la pena analizar detalladamente. Sin embargo, hay que tener en cuenta que atraer a este tipo de cliente significa ofrecer un servicio de máxima calidad, que satisfaga sus intereses y necesidades específicas, ya que este colectivo tiene bien definidas sus pautas de actuación.

Para ello, el Observatorio del Turismo Rural ha elaborado un informe con los principales rasgos de los turistas eno-gastronómicos.

1.- Características de los turistas eno-gastronómicos
2.- Qué valora más este perfil de turista
3.- Cuánto se gasta en sus estancias de turismo rural

ENOGASTRONOMIA

separador

Características de los turistas eno-gastronómicos

Tras comprobar las respuestas de la encuesta, el 19,7% ha señalado que realiza turismo rural motivado por la eno-gastronomía. Un porcentaje pequeño, pero válido para sacar conclusiones y arrojar luz sobre un nicho de mercado emergente.

Para empezar, el estudio recoge las preferencias de destinos entre aquellos turistas rurales entre cuyas principales motivaciones estaría la eno-gastronomía. Este perfil de viajeros suele decantarse por escapadas a País Vasco (31,2%), Galicia (30,1%), La Rioja (29,9%), Asturias (23,5%) y Navarra (23%).

De todos ellos, los hombres (24,2%) son a los que más les seduce la idea de la gastronomía, en comparación con las mujeres (18,1%) que han indicado esta respuesta. Por otro lado, respecto a la franja de edad a la que corresponde un mayor interés por la gastronomía se situaría sobre todo entre los mayores de 50 años (22,7%)

Qué valora más este perfil de turista

El estudio arroja muchas conclusiones que nos hacen pensar en un tipo de turista rural motivado por la eno-gastronomía que se corresponde con un perfil sibarita en el resto de preferencias. Una de las características imprescindibles para estos clientes hace referencia a las instalaciones, pero ¿qué clase de equipamientos valoran más en los alojamientos rurales?

El 65% de los eno-gastronómicos aprecian, en primea instancia, el relax. Así que, las casas que dispongan de spa, sauna, jacuzzi, etc, serán más atractivas para aquellos que viajan en pareja. No obstante, si nos fijamos en las familias motivadas por la eno-gastronomía, su segunda preocupación en relación a las instalaciones serían las orientadas a los niños  (32%).

Además, los clientes aficionados a la eno-gastronomía en general valoran la amabilidad del propietario del alojamiento muy por encima de los no motivados por la en-gastronomía, que en un 65% no la tienen en cuenta.

¿Cuánto se gastan en sus estancias de turismo rural?

La comida es un factor relevante en cuanto al gasto que hacen durante tu estancia de turismo rural, más aún cuando la motivación de la escapada reside en la posibilidad de saborear la cocina y productos locales. Así queda reflejado en el estudio, ya que el 14% de los motivados en primera instancia por la eno-gastronomía, destinan más de 40 euros diarios por persona en comida. Esto supone un porcentaje de 8 puntos más que los viajeros que no realizan turismo rural motivados por la gastronómica.

Además, este perfil también invierte más presupuesto por persona y día en realizar actividades lúdicas durante su estancia de turismo rural. Tanto es así, que el 8% de los motivados por la eno-gastronomía destinan un presupuesto superior a 40 € para realizar actividades lúdicas. Sin embargo, los no motivados por la eno-gastronomía, en un 52% destinan menos de 20 € diarios a las actividades lúdicas.

Conclusiones:

Son un grupo reducido los turistas que viajan por la motivación de vivir experiencias eno-gastronómicas, pero los beneficios que dejan son mayores. Por lo que sí tu zona tiene algún aliciente culinario, aprovecha el auge que está teniendo y apuesta por este nicho de mercado.

*Este informe ha sido elaborado gracias al tratamiento y análisis de datos proporcionado por:
??????????????????????????????