La Orden de los Caballeros Templarios ha despertado desde su fundación en el siglo XII, en la ciudad Santa de Jerusalén, grandes pasiones y seguidores de sus andanzas y de sus objetivos. Todavía hoy algunos veneran los ideales que dirigeron a esta orden de monjes-guerreros en nuestro país.

Y también son muchos los lugares que conservan gran parte de su paso por la zona, como Jerez de los Caballeros, en Extremadura. Construcciones, especialmente fortalezas aunque no exclusivamente, guardan entre sus muros antiguos secretos e intrigas que movieron a los Caballeros Templarios a alguna hazaña. Leyendas, tramas de historia y ficción que figuran un momento concreto, un ideal contado a la manera de antes, cuando los misterios eran parte de la narración misma.

Fuente: ##//es.wikipedia.org/wiki/Archivo:JerezCaballerosTemplario.jpg##El Pantera##

Fuente: El Pantera


Debió ser muy fuerte la conmoción que produjeron algunos acontecimientos en la fortaleza de Jerez de los Caballeros, cuando todavía hoy se conservan y conocen los hechos que se han transmitido de generación en generación. Y no es otro que la orden de detención de los Caballeros en este (y otros) lugares de España y la negativa de estos a someterse por una injusta decisión de un injusto Papa (Clemente V).

De modo que tuvieron que llegar las luchas inevitablemente. Jerez de los Caballeros había conocido tiempos dorados bajo la administración de los Caballeros Templarios, convirtiéndose en una de las plazas fuertes de la orden. Como el marinero renuncia a saltar de su embarcación al Mar, así los templarios se negaron a abandonar el castillo hacia el destierro y la vergüenza.

Fuente:##//es.wikipedia.org/wiki/Archivo:JerezCaballerosSantaMariaEncarnacion.jpg##El Pantera##

Fuente:El Pantera

Fue en la Torre del Homenaje donde soldados cristianos del reino de Castilla recientemente conquistado al dominio árabe, arremetieron contra Jerez de los Caballeros de una forma cruenta. Allí, en el lugar más elevado, exhalando el último grito, los caballeros templarios fueron degolladosy arrojados al vacío, sin homenajes ni remordimientos. Desde entonce se conoce esta parte de la fortaleza como la Torre Sangrienta.

Los hechos de gran intensidad emocional y que conllevan inesperadas consecuencias suelen permanecer a lo largo de los siglos; estos que aquí hemos referidos, convertidos ya en leyendas y alejadas de su tiempo, es prueba de ello. Los viajeros que se acerquen a estos lugares de leyenda tienen ocasión de ponerse en la piel de aquellos monjes que dominaban la naturaleza del lugar, protegían la sociedad y administraban el territorio. Mirando desde lo bajo a la Torre Sangrienta no es difícil imaginar los cuerpos que caían desde lo alto, echando a la tierra siglos y siglos de servicio mal pagado, solamente recomensado con la memoria que hoy se les guarda.

Alojamientos

Un Comentario publicado

  1. Meg
    Publicado 7 junio 2010 en 17:24

    Este verano estaré en Aljucén, cerca de Merida y seguro que nos escapamos por la zona, espero llegar a Jerez de los Caballeros, que lo ponéis muy bien.

Publica un comentario

*Los campos marcados son obligatorios