Guijo Sta Barbara Extremadura

Guijo Sta. Barbara. Fuente: Turismo de Extremadura

Si sumamos los kilómetros de costa de Extremadura, superaría la longitud de costa de las Islas Baleares (1428 km)1. Ni te lo imaginas: Extremadura cuenta con más de 1.500 km de costa interior. Piscinas naturales, grandes lagos, ríos… En esta entrada te proponemos 10 lugares imprescindibles para gozar de la Extremadura acuática, entre actividades y descanso. Explora Extremadura, un mar de agua dulce.

La Vera, el Jerte, el Ambroz, Las Hurdes y la Sierra de Gata son las comarcas cacereñas que más rincones de agua atesoran, mientras que en Badajoz se puede disfrutar de ellas en La Siberia, La Serena, Mérida y en el entorno de la propia capital de la provincia, entre otros lugares.

1. Piscinas naturales: más de 60 zonas de baño

Garganta de los infiernos en Extremadura

Fuente: Amgc56

En la región existen más de 60 zonas de baños en piscinas naturales, pozas, cascadas, arroyos y gargantas de agua, algunas escondidas entre montañas y otras abiertas y accesibles desde los pueblos. Una de estas joyas es la Reserva Natural Garganta de los Infiernos (Cáceres), en el Valle del Jerte, conocida por los locales como Los Pilones, debido a las bañeras naturales llenas del agua cristalina que baja de la Sierra de Gredos.

2. La primera playa fluvial con bandera azul

Toallas, sombrillas de esparto y bronceadores en plena dehesa extremeña. Superada la sorpresa inicial, el viajero puede disfrutar de la primera playa fluvial en España que ha recibido una bandera azul, el máximo distintivo que concede la Asociación de Educación Ambiental y del Consumidor (ADEAC). Situada en La Serena (Badajoz), Orellana ha merecido este reconocimiento por la calidad del agua, la ubicación en un espacio protegido y las infraestructuras disponibles, que han colocado a Extremadura en el mapa de los destinos “playeros” de España.

3. El lago artificial más grande de Europa

El parque temático natural Alqueva, situado en el suroeste de Badajoz, no tiene puertas, horarios ni tampoco es necesario comprar una entrada. Sus “atracciones” giran en torno a la naturaleza, la cultura y el agua, y tienen como escenario el territorio del lago artificial de Alqueva (el más grande de Europa), que baña Extremadura y la región portuguesa del Alentejo.

En este parque puedes navegar y zambullirte en las aguas del Guadiana para practicar actividades acuáticas. También puedes explorar castillos y villas medievales, volar en parapente, pasear por corredores ecofluviales, realizar un safari fotográfico, conocer la flora y la fauna de la dehesa, observar aves, aprender con la cultura rayana o degustar una gastronomía con identidad propia.

4. El Tajo, Parque Natural entre España y Portugal

Más de 50.000 hectáreas de espacio protegido, 47 especies de mamíferos y 181 de aves, entre ellas algunas en peligro de extinción y de difícil avistamiento, como el buitre negro. Son sólo algunas de las cifras que justifican una visita al Parque Natural Tajo Internacional, un proyecto que comparten España y Portugal. Gastronomía, patrimonio, rutas y fantásticos paisajes que pueden disfrutarse desde el propio río a bordo del crucero “Balcón del Tajo”, que ofrece varios itinerarios e incluye excursiones y visitas guiadas.

5. La Siberia y La Serena, entre castillos y lagos

En La Siberia y La Serena, comarcas del Este de Extremadura, se sitúan los embalses de La Serena (el mayor de España y uno de los más extensos de Europa), García Sola, Orellana, Zújar y Cíjara, donde es posible practicar pesca, vela, windsurf, piragüismo y buceo, entre otras actividades La Siberia nos da la bienvenida con sus dehesas de encinas y alcornoques y sus serranías, mientras que La Serena nos cautiva con sus llanuras y pastizales.

Hablamos de dos territorios con una gran diversidad de flora y fauna, además de un interesante patrimonio: yacimientos arqueológicos, dólmenes, la huella de la civilización romana, casas nobles medievales, iglesias, plazas mayores de gran belleza y castillos, muchos castillos. Como el de Puebla de Alcocer, erigido sobre un roquedo de la sierra a casi 700 m de altitud, con unas vistas impresionantes del llano y los pantanos. Esta fortaleza del siglo XV, en muy buen estado, perteneció a la Orden de Alcántara y fue encomienda de estos frailes guerreros.

6. Descenso del Alagón: 19 km en canoa o kayak

Canoas, kayaks y otras embarcaciones participan cada verano, en agosto, en el Descenso del Alagón, una cita para todos los públicos que une deporte, naturaleza y aventura. El recorrido de casi 19 km, de dificultad media-baja, se inicia en el Puente de la Macarrona, en Riolobos, y termina en el Puente de Hierro de Coria. El número creciente de participantes lo ha consolidado como uno de los eventos populares más demandados del verano en Extremadura. Además del Descenso del Alagón, Coria cuenta esos días con una intensa programación lúdica y cultural.

7. El reposo del romano, hedonismo extremeño

El agua de Extremadura ha sido conocida y apreciada desde la Antigüedad por sus cualidades mineromedicinales. En la región hay diversos centros termales que, gracias a sus terapias naturales y la realización de tratamientos de distintos tipos, ofrecen mucho más que remedios a determinadas dolencias y se han convertido en auténticos centros de bienestar.

Con aguas declaradas de utilidad pública, atención cálida y profesional y elevado valor patrimonial -existen algunos construidos sobre vestigios de época romana y árabe-, los balnearios extremeños son una excelente opción para relajarse y disfrutar cuidándose. Algunos de ellos: Balneario de Alange, El Raposo, Salugral, Valle del Jerte, Brozas Baños de San Gregorio, Fuentes del Trampal y Baños de Montemayor.

8. Barranquismo y cerezos en el Valle del Jerte

barranquismo en Extremadura

Barranquismo en el Jerte. Fuente: JerteXtrem

En el Valle del Jerte se localiza una zona inmejorable para la práctica de barranquismo o, como se conoce localmente, “gargantismo”, ya que se desarrolla a través de los saltos de agua y pozas denominadas gargantas en la zona. Tres de ellas, Las Nogaledas, Los Hoyos y Los Papúos, están equipadas con anclajes, desviadores, posibilidad de pasamanos y rápeles guiados. Varias empresas de la zona ofrecen la actividad.

9. La pesca deportiva, vida y agua

Extremadura ofrece opciones interesantes para los aficionados a la pesca deportiva. Pantanos como los de Alange, Orellana, García de Sola y Cíjara en la provincia de Badajoz o los de Alcántara, y Gabriel y Galán en Cáceres, son algunos de los más apreciados y en los que se encuentran especies como el lucio, la carpa, el black bass, el barbo o la tenca. Algunos de ellos acogen importantes concursos nacionales.

10. Vela tierra adentro

Y para terminar, ¿qué tal practicar vela? También es posible en la región, donde existen cuatro clubes náuticos, tres de ellos en Cáceres (Tajomar, Lago Gabriel y Galán y Barlovento, en los pantanos de Alcántara, Gabriel y Galán y Borbollón, respectivamente) y uno en Badajoz, el Guadiana Club Náutico, en Orellana, donde se ubica una escuela de vela que organiza regatas y eventos relacionados con la práctica y la promoción de este deporte.

Más información | 9 planes para conocer Extremadura

6 Comentarios publicados

  1. pero m voy a Cádiz este año
    Publicado 7 julio 2014 en 17:56

    Me encantaría irme en etos sitios q es un paraíso y mas Extremadura

  2. juan carlos
    Publicado 7 julio 2014 en 23:32

    Menudos paraisos q hay por nuestra tierra .

  3. Juana Maria de la O Piñero
    Publicado 8 julio 2014 en 10:35

    Extremadur

    a que bonita que eres

  4. centro iberico
    Publicado 12 julio 2014 en 23:48

    Existe otro club, por méritos propios y palmares, el mejor de Extremadura y uno de los mejores que podemos encontrar en aguas de interior por toda la península ibérica. http://Www.centroibericodevela.com

  5. Marga
    Publicado 3 junio 2015 en 13:53

    Parece mentira que os olvidéis de la comarca que ha sido elejida mejor maravilla natural de España y que sólo en el Municipio de Pinofranqueado( uno de los cinco valles con los que cuenta) hay 13 piscinas naturales. Me refiero a las Hurdes.

  6. Juan
    Publicado 1 agosto 2017 en 13:58

    Enhorabuena por la bandera azul pero no es la primera de España, la primera fue la de Ponte Caldelas (Pontevedra).

Publica un comentario

*Los campos marcados son obligatorios