Mapa
Entrada - Salida

Personas:

Busca por:

Precio medio:

De a
persona / noche

Tipo de alquiler:

Recomendados:

Características más usadas:

Ubicación:

Acondicionamiento:

Servicios:

31 Alojamientos en Órgiva

Más relevantes primero
  • Calendario actualizado
  • Mejor valoradas
  • Más opiniones

1 - 20 de 31 alojamientos rurales

Órgiva, de la llanura a Sierra Nevada

En la vertiente sur del Parque Natural de Sierra Nevada y capitaneando la Alpujarra Granadina, Órgiva asoma en medio de una llanura poblada de olivos y vergeles. Por algo se la conoció como Albastch (“llano”) durante el reinado nazarí.

Ya lo ves, los orgiveños están bien acostumbrados a vivir en un entorno idílico y quieren hacerte un poco partícipe de ello. ¿Les acompañas? 

Órgiva está a una hora de la capital provincial, Granada, y de su aeropuerto, por lo que un avión no te dejaría demasiado lejos de tu destino. Con la compañía de autobús Alsa, podrás cubrir la distancia entre Granada y la Alpujarra (las paradas con más frecuencia son Órgiva y Lanjarón). Si vas en tu coche, la A-7, bordeando la costa mediterránea, será tu gran aliada. También la A-44 y la N-323 sur bajando desde Jaén y Granada. 

Las torres gemelas de la Alpujarra

Tu localidad se encuentra enclavada en la sierra de Lújar, donde el río Guadalfeo y el río Chico, su afluente, hacen un trueque de aguas.  Se la identificó con la colonia griega de Exoche nombrada por Ptolomeo. Durante varios siglos se llamó Albacete de Órgiva. Ahora, Órgiva para los amigos que, como tú, quieren conocerla.

Lo que te gustará ver una vez aquí:

  • La plaza Alpujarra. Pasearte en ella será como ver la comarca entera, pues sus columnas están decoradas con pinturas de todos los pueblos alpujarreños.  
  • La iglesia de Nuestra Señora de la Expectación, con sus dos populares torres gemelas. Tiene mucho estilo, concretamente de tipo renacentista grecorromano y barroco churrigueresco (por el retablo del altar mayor). 
  • La ermita de San Sebastián, aposentada sobre una antigua fortaleza visigoda. Aquí podrás venerar el patrón de la población. La Guerra Civil la dejó en ruinas, pero resurgió de sus cenizas. 
  • La Casa Palacio de los Condes de Sástago (actual ayuntamiento). Es de influencia árabe, como lo demuestra su torreón (el único de la comarca que nunca fue conquistado), al que se añadió un tejado en el siglo XIX para utilizarlo como secadero de maíz. 
  • La Aula Cervantina Agustín Martín Zaragoza, con más de 600 obras sobre Miguel de Cervantes y ejemplares de El Quijote narrados en más de 50 idiomas. Combina de maravilla con la Sala de Exposiciones de Pinturas y Esculturas con Motivos Quijotescos.
  • El Archivo Museo Ruiz de Almodóvar, dedicado a este pintor granadino, y con lugar para otros pintores, mobiliario y objetos señoriales… Y aún le queda un rinconcito para contarte la historia de la Alpujarra.
  • El Castillejo, en el barranco del mismo nombre y sobre el margen izquierdo del río Guadalfeo (abandonando la población 3 kilómetros hacia el sur). Un conjunto en ruinas sobre una cima que te revelará una bella perspectiva de sus alrededores.  

“Al andar se hace camino, / y al volver la vista atrás / se ve la senda que nunca / se ha de volver a pisar”

Rezaban los versos del poeta andaluz Antonio Machado. ¡Pero damos fe que no lo decía por estas sendas! Písalas y disfrútalas:

La Senda de la Alpujarra (GR-142, unos 150 kilómetros, 13 etapas) te ayudará a dar un salto de Granada a Almería trazando las peculiaridades de estas tierras montañosas con pueblos envueltos de huertas y una arquitectura popular con marcado acento árabe. La etapa número 2 te conducirá de Órgiva a Mecina-Fondales (18 kilómetros, unas 7 horas). 

El Sendero Sulayr (GR-240) te mandará a la “montaña del sol”, nombre que otorgaron los árabes a Sierra Nevada, recorriendo la ruta circular más grande de España (300 kilómetros, 19 etapas). 

Otras ramas del turismo activo podrán llevarte, por ejemplo, a practicar paintball y a hacer rutas en quad.

El Cojonudo (según su apodo) Cristo de la Expiración

La comarca de la Alpujarra está llena de maestros artesanos de todo tipo. Podrás comprobarlo visitando sus talleres o empaquetando souvenirs de cerámica, madera, tela, cuero, mimbre... Y, además, tienes esta cita: la feria de turismo, artesanía y alimentación Hecho en la Alpujarra (Semana Santa).  

Entre las fiestas orgiveñas, las procesiones se llevan la palma: la imagen de san Sebastián recorre el pueblo en enero y a la talla del Cristo de la Expiración le toca el turno el viernes anterior al de Dolores (diez días antes que comience la Semana Santa). En la segunda celebración, al atardecer, los orgiveños no se andan con remilgos y causan pavor con su estrépito de tracas y cohetes, acompañados de nubes de pólvora. Toda una gran expiración. O cómo montar un buen cristo. 

Choto al colorín

Sería un pecado rondar por aquí y no hincar el diente a la gastronomía orgiveña. Parte de la gracia de su cocina radica en el ajo tostado, el choto al colorín, el pimentón de bacalao, el remojón y las tortas de higo.

Una buena ocasión para saber (y saborear) lo que se cuece en sus fogones son las Reales Ferias y Fiestas de Órgiva (final de septiembre). Como cierre, déjate caer en la área recreativa de Río Chico: hay concurso de migas. 
 


Las preguntas más frecuentes sobre el turismo rural en Órgiva

💯 ¿Cuáles son los lugares más destacados en Órgiva?

🏡 ¿Cuáles son los tipos de casa más buscados en Órgiva?

Los viajeros suelen buscar casas con determinadas características, estos son los requerimientos más solicitados a la hora de buscar una casa en Órgiva:

💰 ¿Qué precio suele tener una casa rural en Órgiva?

El precio es muy variable según la zona, tipo de casa o fechas en las que viajes. Si generalizamos podemos decir que las casas en Órgiva suelen tener un precio medio de 24 euros por persona y noche. No obstante si tienes en cuenta todo el entorno es posible encontrar casas más económicas y también casas de lujo.