Mapa
Entrada - Salida

Personas:

Busca por:

Precio medio:

De a
persona / noche

Tipo de alquiler:

Recomendados:

Características más usadas:

Ubicación:

Acondicionamiento:

Servicios:

287 Alojamientos en Soria

Más relevantes primero
  • Calendario actualizado
  • Mejor valoradas
  • Más opiniones

261 - 280 de 287 alojamientos rurales

Las 9 imperdibles de una escapada rural en Soria

Soria es una de las provincias más desconocidas de España a nivel turístico. Sin embargo, además de la preciosa ciudad, la provincia también cuenta con pueblos y parajes que deberían de ser de visita obligada para todos los que quieran conocer esta increíble región a fondo. 

Si no sabes por dónde empezar, te sugerimos una lista de 9 imprescindibles que te acercarán un poco más a esta preciosa provincia y a sus gentes. 

De turismo rural por Soria

1. Desconecta en el pueblo más bello de España

Vinuesa está considerado como uno de los parajes más bonitos del país. Esta localidad está ubicada en las estribaciones de las sierras de Urbión y Cebollera, lo cual favorece que el valle esté bañado por abundantes ríos y arroyos, como el Duero, el Revinuesa o el Remonicio. Los inviernos son fríos, como corresponde a su altitud; y los veranos suaves y templados, siendo excepcionales los días verdaderamente calurosos. Los mejores meses para relajarse en las inmediaciones de esta preciosa zona rural son primavera, verano y otoño. 

2. Piérdete en un espectacular cañón

Hablamos del espectacular cañón del Río Lobos, donde tienes que dejarte caer al menos una vez en la vida. Este profundo cañón de escarpadas paredes verticales discurre a lo largo de 25 kilómetros entre las poblaciones de Hontoria del Pinar y Ucero. 

El parque natural te ofrecerá una gran diversidad de fauna y flora, además de una espectacular belleza paisajística. Si quieres alojarte por la zona, existen variedad de alojamientos rurales con la arquitectura típica soriana. 

3. Descubre auténticas joyas arqueológicas 

La tercera población de la provincia de Soria, y que también encabeza la comarca de la Tierra de Burgo, es precisamente El Burgo. En esta zona rural se concentran infraestructuras sociales y una amplia oferta de ocio. Además, Burgo de Osma está declarado Bien de Interés Cultural con la categoría de Conjunto Histórico-Artístico.

Vale la pena olvidar los problemas del trabajo y perderse entre los preciosos jardines del parque fluvial que llegan hasta el puente de la Güera. Su extenso yacimiento fue poco excavado, a la vista sólo están los cimientos de una gran casa romana y algunos restos. Sin embargo, la visita merece la pena, aunque sea sólo por las vistas sobre el Burgo de Osma y su precioso entorno desde la atalaya árabe. 

4. Toma mil fotos en un glaciar único 

La Laguna Negra y circos glaciares de Urbión tienen una gran particularidad; el hielo, con su gran poder erosivo, ha ido esculpiendo, como si de un cincel se tratase, el paisaje glaciar de curiosas formas que fascinan a cualquier viajero.

Los pinos cubren casi por completo los valles del Revinuesa y Duero. Así, estos pinares forman parte de la mayor extensión boscosa de la península, dando lugar a un paisaje exótico que recuerda a los bosques boreales de Siberia.

5. Alucina con el cementerio más antiguo

Sí, sí, has leído bien, hablamos de visitar una necrópolis que te dejará sin habla; literalmente ojiplático. Y es que Duruelo de la Sierra posee un cementerio que ha sido declarado Patrimonio Histórico-Artístico, junto con la iglesia parroquial de San Miguel. Este cementerio medieval cuenta con un centenar de tumbas rupestres de lajas y sarcófagos, algunos antropomorfos, de los siglos IX al XIII.

Además, el pueblo goza de la compañía del río Duero, bajando travieso, rápido y cristalino. Y, aunque Duruelo de la Sierra sea tierra de montaña, abundan los pinos y su fragancia embelesadora. Es verde por sus cuatro costados, excepto el norte, que durante gran parte del año es blanco y helado, su particular Narnia

6. Viaja en el tiempo a través de un arco único

El gran arco de Medinaceli sería algo así como un gran portal desde el que se puede viajar en el tiempo. Y es que cuando lo cruzas, te encuentras en uno de los pueblos más encantadores y sugerentes de la provincia de Soria. Sobre un cerro asomado al valle del Jalón aparece una preciosa villa de piedra, cincelada durante milenios por celtíberos, árabes y cristianos. Merece la pena perderse en sus callejuelas y terminar la visita con buen asado de cordero, cochinillo o cabrito, o picoteando unos de sus deliciosos torreznos sorianos. 

7. Saborea jabalíes, frutas y dulces sorianos

Molinos de Duero es una pequeña localidad situada en un marco natural incomparable; a los pies de los picos de Urbión que albergan la sobrecogedora laguna Negra. Además, Molinos de Duero está rodeado de inmensos pinares y muy cerca del embalse de la Cuerda del Pozo. Pero, sin lugar a dudas, lo mejor de Molinos es su gastronomía; nada como culminar una escapada rural de diez con un suculento jabalí escabechado con frutas del bosque o merendar las dulces paciencias de Almazán, una deliciosa pasta que se remoja en la saliva de la boca.

8. Haz senderismo entre pinares kilométricos 

Abejar está ubicado en la solana de una loma que le protege de los fríos vientos del invierno. Esta localidad es conocida como la Puerta de los Pinares, por la abundancia de este árbol en la zona. Su ubicación la convierte en un punto de partida perfecto para iniciar varias rutas por el corazón de la Soria más verde. Además, igual que la pequeña villa rural de Covaleda, tiene todos los atractivos derivados de los extensos bosques de pino albar, con un gancho irresistible para los amantes del senderismo, los paseos y los deportes al aire libre. 

9. Probar la mejor gastronomía soriana

Sin duda alguna, el mejor emplazamiento para darse el gusto de probar algunos de los platos más exclusivos y deliciosos de Soria es Navaleno. Esta población ofrece múltiples opciones para probar platos como el lechazo asado, el paturrillo (guiso de callos y manitas de cerdo) o el toro guisado, elaborado en calderas al aire libre. 

Además, podrás gozar de una villa auténtica, rodeada de naturaleza y verde y con callejuelas preciosas para patear y hacer bajar las deliciosas comilonas. 


Las preguntas más frecuentes sobre el turismo rural en Soria

💰 ¿Qué precio suele tener una casa rural en Soria?

El precio es muy variable según la zona, tipo de casa o fechas en las que viajes. Si generalizamos podemos decir que las casas en Soria suelen tener un precio medio de 24 euros por persona y noche. No obstante si tienes en cuenta todo el entorno es posible encontrar casas más económicas y también casas de lujo.