Alpujarra, Granada

Por Radka Tesarova

Ocupando gran parte del sur del Parque Nacional de Sierra Nevada está La Alpujarra, una de las comarcas más singulares de Andalucía. Su escarpado terreno –en el que destacan altas cumbres como el Mulhacén, el pico más alto de la Península ibérica– ha hecho que sus pueblos se hayan levantado acorde a los desniveles de la montaña.

La belleza de La Alpujarra se caracteriza por el contraste entre su arquitectura tradicional de casas blancas escalonadas de techo plano y el verdor del entorno en el que se encuentra. Una estampa que no ha pasado desapercibida para numerosos artistas y escritores como Federico García Lorca, Pedro Antonio de Alarcón o la británica Virginia Wolf, entre otros, quienes la han descrito en sus obras.

La Alpujarra está compuesta por 25 municipios unidos entre sí por numerosas rutas de senderismo que discurren entre campos de almendras y viñedos. Estos cinco son algunos de los más populares por la belleza de su arquitectura, historia y ubicación.

Lanjarón

Lanjarón, Granada

Por Aciero

Conocido como el pueblo balneario, Lanjarón se caracteriza por sus numerosas fuentes y manantiales donde brota agua con propiedades medicinales. El agua es la gran protagonista, y puede que también el motivo por el que la Organización Mundial de la Salud lo haya declarado como uno de los lugares donde sus habitantes son los más longevos del mundo.

Su sonido nos acompañará durante toda nuestra estancia. Para probarla, nada como beber de alguna de sus numerosas fuentes donde lucen versos de Lorca, visitar el Museo del Agua, sumergirse en su popular balneario o disfrutar de la Fiesta del Agua que se celebra en el Día de San Juan (junio).

En el típico barrio Hondillo se puede disfrutar de las míticas callejuelas y de la arquitectura blanca de la Alpujarra. No hay que perderse una visita a la plaza del Ayuntamiento, una de las zonas más concurridas del pueblo, ni dejar de degustar su exquisito jamón.

Pampaneira

calles de Pampaneira, La Alpujarra

Por F.G.C

Perteneciente a la asociación de Los pueblos más bonitos de España, Pampaneira ha sabido mantener a lo largo del tiempo su aspecto bereber. Está situado en el barranco de Poqueira, en las cumbres del Mulhacén y Veleta.

Junto a los pueblos vecinos de Bubión y Capileira, el casco antiguo de Pampaneira está declarado Conjunto Histórico Artístico. Debido a su ubicación en la montaña, cuenta con varios desniveles. En él no hay que perderse una visita a su plaza, donde se desarrolla la vida del pueblo; el barrio Bajo, con sus pórticos de madera; la fuente de San Antonio, ni la iglesia de Santa Cruz.

Una de las estampas más conocidas de Pampaneira son sus puestos de alfombras, que aportan colorido al blanco del pueblo.

Órgiva

Órgiva, La Alpujarra

Por Joserpizarro

Considerado como la capital de La Alpujarra Alta, Órgiva es uno de los pueblos con más población y vida de la zona. De colonia griega, esta villa pasó por varias conquistas hasta convertirse en el lugar de retiro de Boabdill, el último rey musulmán antes de la Toma de Granada (1492).

Por encima de sus casas blancas destacan las torres de la iglesia de Nuestra Señora de la Expectación, remodelada en el siglo XVIII pero cuyos cimientos datan del siglo XI. No hay que perderse un paseo por su barrio Alto, de calles estrechas y donde está la ermita de San Sebastián; la Casa Palacio de los Condes de Sástago; ni la plaza de la Alpujarra, el centro neurálgico del pueblo.

Sus alrededores cuentan con numerosas rutas para recorrer Sierra Nevada. Una de ellas es la GR 142, ideal para conocer los diferentes pueblos de La Alpujarra. En el municipio de Órgiva también está Beneficio, una de las comunas hippies más antiguas de Europa.

Capileira

Capileira, La Alpujarra

Por Neftali

En la vertiente sur de Sierra Nevada está Capileira. Un pequeño pueblo situado en el barranco de Porqueira desde donde parten las rutas a los picos Veleta y Mulhacén. Debido a su altitud, de más de 1.400 metros, desde su casco urbano se tienen unas increíbles vistas de la sierra y de los pueblos de los alrededores.

Los tres barrios que componen Capileira tienen un desnivel de 200 metros. En ellos aún se conserva la arquitectura tradicional alpujarreña, que se caracteriza porque las casas están construidas con madera, piedra, yeso, pizarra y arena; todas ellas de color blanco con tejados planos.

Otra peculiaridad es su disposición, que no parece llevar ningún orden debido a las características del terreno montañoso y que hace que las calles sean empinadas. Como curiosidad, las antiguas viviendas pueden llegar a desplazarse algunos centímetros a lo largo del año debido a la erosión y al clima.

El pueblo está catalogado como Conjunto Histórico-Artístico.

Trevélez

Trévelez, La Alpujarra

Por Fotomicar

Trevélez es la puerta de entrada a algunas rutas de senderismo por Sierra Nevada. Siguiendo las indicaciones se puede llegar a Siete Lagunas, al Mulhacén, al pico Peñabón y a Piedra Ventana.

Llamado así por el río Trevélez, la parte superior del pueblo llega hasta los 1.600 metros de altura, lo que hace que tanto el pueblo como los campos de cultivo que se encuentran en sus alrededores sean los más altos de Europa.

Aunque si por algo es conocido Trevélez es por sus jamones, que han recibido numerosos premios. Un manjar que está presente incluso en sus platos más tradicionales como la trucha con jamón, que se pesca en el mismo río del pueblo.

Publica un comentario

*Los campos marcados son obligatorios