Ruta Amanece, que no es poco

Los participantes del blogtrip a Albacete en Aýna, durante la ruta "Amanece, que no es poco".

El título del post fue tuit en un principio. Se le ocurrió a @Teodoro durante nuestra visita al pueblo de Aýna, escenario principal de la película Amanece, que no es poco. Era la segunda jornada del #ABexperience.

Después del desayuno, los miembros del blogtrip nos fuimos directos a recorrer la Ruta de Amanece. Era ya tiempo de ponerle el paisaje a tantos comentarios de humor que nos cruzamos. Después, la sorpresa de Albacete: el paisaje de la Sierra del Segura.

Aýna, en Albacete Ruta Amanece que no es poco

El sidecar en Aýna, convertido en símbolo. Fuente: Miralmundo Hostal Rural

El amanecismo va a llegar

Lo primero que tuve que hacer antes de llegar a Albacete fue ver Amanece, que no es poco. Nada más terminar, los tuits de los compañeros del #ABexperience cobraron nuevo sentido para mí. Ya me había metido en el ambiente y en el humor de Albacete, supongo que para no salir nunca más.

Porque el amanecismo es como una religión: te abrazas a ella y le rindes culto. Eso es lo que hacen muchos amanecistas, como @Teodoro, cuando organizan quedadas en Aýna para rememorar las escenas y las conversaciones de la película. Transcurridos 24 años, la obra del director José Luis Cuerda va gananda cada vez más fieles. Como yo. Sí, sí: el amanecismo va a llegar.

Ruta Amanece que no es poco

El sidecar en Aýna, convertido en símbolo. Fuente: Miralmundo Hostal Rural

La Ruta Amanece, que no es poco

Bajamos del autobús frente al famoso sidecar de Jimmy y Teodoro y nos recibe el alcalde. Sele le espetó: “Viva el munícipe por antonomasia”. Y las risas. Así comenzó la ruta, con el alcalde actual de Aýna y nuestro guía, Jesús, tan amanecista o más como cualquiera de nosotros.

Antes obtuvimos una panorámica del pueblo desde el Mirador del Diablo. Lloviznaba y había niebla, pero en cuestión de segundos se disipó y el pueblo se aclaró, en blanco, engastado en el valle. En Aýna también se rodó (de forma espontánea), el primer clasificado de Vídeos de Primera: Se va el chaval, se por el barranquillo.

Ruta Amanece, que no es poco

Aquí se justificaba el Hombre Razonable ante Teodoro y Jimmy.

Xipo ha publicado un artículo muy completo y ameno sobre la ruta. Os recomiendo su lectura. Veréis los puntos del pueblo que se han marcado con paneles informativos: “El hombre razonable”, “El colegio”, “La Cantina”, “El Semillero de Hombres”, “El bancal de la Calabaza”… Como se rodaron muchas escenas en el interior de las casas de los vecinos, no se puede entrar en ellos. Pero las calles dan mucho de sí.

Ruta Amanece que no es poco

Lala Viajera convertida en "Elena hacia el bancal"

Ruta Amanece que no es poco

Sele recitando la Oda a la Calabaza.

Lo que sí se puede, y quizás sea la única ruta de cine que lo permita, es charlar con los personajes de la película. No con Antonio Resines, por ejemplo, porque no vive allí, pero sí con los vecinos porque todos participaron de una manera u otra. Nosotros vimos a uno de los que hacía de ruso o al chófer del alcalde, de casualidad.

Ruta Amanece, que no es poco

Todos brotamos de la tierra, junto a Garcinuño, en el Semillero de Hombres.

Pero sobre todo compartimos tiempo y charlas con dos personajes entrañables: “Rafaelito”, Jorge Vidal fuera de escena, y “el niño deprimío”, Juan Ángel. Jorge trabaja en el hotel en el que nos alojamos. Él era quien cantaba en el colegio una operación matemática. Juan Ángel es el propietario de la casa rural Miralmundo, en Aýna, y quien además de enseñarnos las tapas de su tierra nos regaló el guión íntegro de la película. [¿Sabías que ya no hace falta que se acentúe “guión“?]

Aýna en Albacete

Cascada del arroyo de Aýna. Fuente: Miralmundo Hostal Rural

Debíamos seguir camino por la Sierra del Segurade Albacete. Antes de abandonar Aýna, reconocimos las ruinas de su castillo medieval y el Centro de Interpretación de la película, un rincón lleno de curiosidades sobre el rodaje. Pascual, mientras tanto, nos ofreció un dulce típico del pueblo: los “suspiros”. Muy ricos.

Ruta Amanece que no es poco

El puente más largo del Mundo. Fuente: Miralmundo Hostal Rural

El nacimiento del Mundo y la Olla de Aldea

“Mira, el puente más largo del Mundo”. Todos miramos mientras Pascual señalaba la construcción. Se refería entre risas a que el río que cruzábamos era el Mundo. Ahora remontábamos su curso hasta su origen. Tal y como indicaba con humor el cartel: “aquí nace el mundo“.

Nacimiento del río Mundo

Hacia el nacimiento del río Mundo

Nacimiento del río Mundo

Sendero que lleva al nacimiento del Mundo

Allí me sobrecogió el paisaje. No esperaba, de ninguna manera y sin razón justificada, que Albacete mostrase ese rincón tan verdey tan asturiano. De una oquedad en el calar, un muro ovalado de piedra caliza y plantas obstinadas, surgía una pequeña cascada. “En invierno se produce el reventón”, nos informaba Pascual.

Nacimiento del río Mundo Albacete

El río mundo dando sus primeros pasos.

El reventón es el nacimiento del río Mundo de forma violenta. El sendero desde el que contemplábamos la cascada débil se inunda durante el reventón. Un fenómeno espectacular.

Nacimiento del río Mundo en Albacete

Patricia y Miguel subiendo hasta el último mirador del nacimiento.

Miguel (Miguel en Ruta), Patricia (Mad About Travel), Pascual (APEHT) y yo decidimos subir hasta el último mirador del nacimiento. El punto más alto al que se puede acceder a pie. Los más aventureros podrán concertar una actividad espeleológica al interior de la cueva. Desde allí arriba, me impresionó más el muro enorme y gris que el río. Cuanto más subía, la sensación de pequeñez más se acrecentaba. ¿Qué pensará un astronauta desde el espacio?

Casa rural Salegas del Maguillo en Albacete

Chimenea del restaurante de las Salegas del Maguillo.

Las Salegas del Maguillo

Había hambre, y cierto frío también, así que cuando llegamos al restaurante de las Salegas del Maguillo el calor de la chimenea y la promesa de un cocido típico nos restituyó de golpe.

Casa rural Salegas del Maguillo

Pimientos asados. Qué delicia.

Durante el camino desde el nacimiento del río Mundo el propietario de esta casa rural hablaba con orgullo de su tierra y de su proyecto. “Todo el mundo puede llegar al nacimiento, pero no reconocer los paisajes por donde yo llevo a mis clientes”, me explicó. “Es un tipo de turismo muy trabajado, un proyecto de paciencia que ahora da sus frutos”.

Olla de Aldea de Albacete

La Olla de Aldea, contundente.

A modo de ejemplo, me explicó que se llevó a Carmen Teirade ruta por la Sierra y el modo en que pudo sorprender a una viajera que ha recorrido medio mundo.

Casa rural en Albacete, Salegas del Maguillo

El postre. El increíble postre.

Antes de llegar el plato principal, la Olla de Aldea, en las Salegas del Maguillo nos sirvieron una ensalada aderezada con granadas y pimientos asados. La Olla, ahora sí, llevaba 4 horas cociéndose a fuego lento: carne, verduras y judías, que podíamos comer tanto con cuchara como con tenedor. La contundencia del plato nos impulsó a una sobremesa larga e interesante que sólo concluimos cuando alguien miró el reloj.

Fuente entonces cuando cogimos los 4×4 y llegamos a mi rincón favorito de Albacete.

Embalse de Arroyo Frío en Albacete

Embalse de Arroyo Frío

Mi rincón favorito de Albacete

Arroyo Frío. Desde las Salegas y pasando por Cotillas (gracioso el nombre, ¿verdad?), muy cerca de la frontera con Andalucía, llegamos al embalse de Arroyo Frío.

Arroyo Frío, Albacete

Manivela de apertura y cierra de la esclusa

Os digo más, prefiero que llueva como llovía a que haga un sol estupendo. El paisaje era perfectamente otoñal, se respiraba la frondosidad de las laderas y el agua era tan transparente como la de las playas de Formentera.

Embalse de Arroyo Frío en Albacete

Otra vista de mi rincón favorito de Albacete.

Es un lugar de pesca de truchas y de baño. En las orillas se han dispuesto bancos y recorren los senderos circundantes, en días como aquel, salamandras. Que se lo digan a los miembros del #ABexperience 🙂

A la vuelta, en el bus, un visionado en grupo de… Sí, Amanece, que no es poco. Entre risas, yo fui digiriendo la sorpresa que me supuso la Sierra del Segura de Albacete. Y tú, ¿la conoces?


Más imágenes del #ABexperience

Dónde dormir

9 Comentarios publicados

  1. (@rguezgodoy) (@rguezgodoy)
    Publicado 13 noviembre 2012 en 13:26

    Albacete, que no es poco http://t.co/l1T92HPK cc/ @NLmundoperdido @elrincondesele @Miralmundo @Madaboutravel @turismoalbacete @MACartagenaS

  2. url url'>(@VinosMenchero_e) (@VinosMenchero_e)
    Publicado 13 noviembre 2012 en 16:35

    Albacete, que no es poco: Los participantes del blogtrip a Albacete en Aýna, durante la ruta “Amanece, que no es… http://t.co/IzLWRxyu

  3. url url'>(@gusbertolo) (@gusbertolo)
    Publicado 13 noviembre 2012 en 17:22

    Albacete, que no es poco! http://t.co/9y60Wve7 via @escapadarural

  4. url url'>(@anitatnt) (@anitatnt)
    Publicado 14 noviembre 2012 en 9:28

    “Albacete, que no es poco” http://t.co/X36OelUy La crónica de @escapadarural en el #ABexperience. Después de leerlo dan ganas de escaparse

  5. ROSA
    Publicado 26 noviembre 2012 en 19:49

    ME CONOZCO BASTANTE BIEN LA ZONA Y SI EN AYNA TE PARAS A COMER ES UN PLACER Y TE SALES NOS METEMOS EN LA PANADERIA CAMPAÑO LAS MEJORES PASTAS CASERAS QUE HE COMIDO EN MI VIDA TANTO PARA MI COMO LO MIOS VAMOS DE DOS A TRES VECES A POSTA A COMPRALAS NO SE PUEDE IGULAR

  6. RAUL
    Publicado 26 noviembre 2012 en 20:34

    Me ha emocionado mucho estas fotos. Albacete, sus pueblos y sus gentes son increibles. Naturaleza pura, buena comida, tranquilidad y la humildad de su entorno son sus caracteristicas mas entrañables. Yo he asistido al “reventon” del rio Mundo, conocido tambien como “los Chorros” en 4 ocasiones y os aseguro que no hay nada mas espectacular. Un abrazo fuerte!!

  7. Isabel Martinez
    Publicado 26 noviembre 2012 en 22:09

    Desde bien pequeña, íbamos a pasear por la laguna de Cotillas, antes Pantano de Arroyo Frío. Mi abuelo abría y cerraba la compuerta para dejar pasar el agua que abastecía las 3 pequeñas centrales hidroeléctricas o “fábricas de la luz” y el Molino Pataslargas, un molino harinero de agua.
    Os aconsejo que os paseéis por la zona en las cuatro estaciones del año, siempre ofrece un paisaje diferente: berrea, recogida de setas, geocaching, etc, la verdad … sorprende de Albacete, siempre etiquetado como llano y seco.

    Isabel
    http://www.molinopataslargas.com

  8. maria
    Publicado 27 noviembre 2012 en 22:01

    Precioso lugar, soy fan de escapadas rurales, y esta es una que me la apunto, muy buen gusto en todos los sentidos. Felicitaciones a Albacete!! si es que hay cada rincón por ahí..

    Saludos

  9. Paula
    Publicado 30 enero 2015 en 15:52

    A mi también me gusta mucho el plan de escapada rural, hace poco estuve un fin de semana en Almansa, una ciudad increíble, me quedé sorprendida con la iniciativa de Almansa todo a un paso, lo tienes todo a mano, comercios, restauración, actividades para los más peques… me sentí como en casa. Os lo recomiendo!

Publica un comentario

*Los campos marcados son obligatorios