Por Tono Balaguer

Seguimos pedaleado por la Región de Murcia y llegamos a nuestra tercera y última etapa a la costa. Hemos dejado atrás Sierra Espuña y el valle de Ricote y ahora nos enfrentamos a un terreno con una orografía más amable, aunque no os penséis que nos despedimos de las subidas y bajadas.

Arrancamos nuestra ruta en el extremo suroriental de la Región de Murcia, en la playa de la Carolina, también conocida como playa de los Ingleses, la penúltima que pertenece al municipio de Águilas, casi al límite con la provincia de Almería.

La playa, la más meridional de la Región de Murcia, es un rincón virgen de aguas cristalinas, Mediterráneo en estado puro. Desde este punto, en el que nos podemos bañar prácticamente en cualquier mes del año si el tiempo acompaña, arrancamos hacia el norte. Atravesamos el paisaje protegido Cuatro Calas para llegar en paralelo a la costa a la localidad de Águilas.

Calabardina

Por vicenfoto

Una vez superada la población proseguiremos por la RM-D15 hasta la pedanía de Calabardina, donde podemos entretenernos a tomar algo en su paseo marítimo. En esta carretera secundaria hay momentos en los que parecemos fundirnos con el mar por la cercanía del azul a la vía.

La belleza del paraje es extraordinaria: virgen de edificaciones, con el bonito y fotogénico saliente al mar que representa el montañoso cabo Cope en el horizonte. Si nos animamos, podemos aparcar la bici para visitar el Parque Regional de Calnegre y Cabo Cope. Son interesantes las formaciones y estructuras geológicas que encontraremos. También es un paraje interesante para los amantes del avistamiento de aves puesto que es uno de sus puntos de nidificación en la región.

En el levante del cabo nos entretenemos en la torre de Cope, una torre de vigía junto al mar que data del siglo XVI y fue construida en este lugar estratégico para avistar incursiones enemigas. No es de extrañar que la colocaran aquí. Desde este enclave, conocido como ensenada de la Fuente, la vista del horizonte es privilegiada, pues se puede seguir con los ojos varios kilómetros de la costa murciana.

Parque Natural de Cabo Cope y Puntas de Calnegre

Por David

Entre la torre y nuestro siguiente destino, las Puntas de Calnegre, tenemos dos tramos de paisaje y de esfuerzo sobre la bici diferenciados: la primera nos lleva a atravesar la zona del Garrobillo, una zona de llanos cultivados rodeada de montañas. Pasaremos el Garrobillo siguiendo la RM-D14 hasta llegar a un desvío donde cogeremos la RM-D20, que nos conducirá en paralelo al mar hasta encarar el corto pero duro y mítico puerto de Lomo de Bas, un paraje virgen de espectáculo natural, con las últimas estribaciones del Lomo de Bas adentrándose en el mar.

La carretera nos dejará en Lebrillera y de ahí bajaremos hacia la costa para finalizar en las Puntas de Calnegre. En total habremos completado 41 kilómetros por uno de los territorios más vírgenes de la Región de Murcia.

Al día siguiente nos desplazamos a la bonita costa de Mazarrón. En este caso, necesitaremos una bicicleta de montaña puesto que en muchos tramos circularemos sobre gravilla o arena. Empezamos la ruta en las erosiones de Bolnuevo, unas formaciones de arenisca producidas la erosión del viento y el agua durante millones de años. Nuestro objetivo es llegar al punto final del día anterior, las Puntas de Calnegre, pero arrancando desde el otro extremo y haciendo una parada intermedia en la bonita playa de Percheles.

Bolnuevo, Murcia

Por kamira777

Desde Bolnuevo partimos dirección sur adentrándonos en un precioso tramo de acantilados junto a la costa donde iremos dejando atrás diversas playas, cada cual más pintoresca: la playa Cueva de Lobos, La playa Amarilla, la playa de la Grúa. Estamos encajonados entre el mar y las últimas colinas de la sierra de las Moreras.

Cuando finaliza el tramo de acantilados, que nos llevará poco más de 4 kilómetros por terreno irregular con pequeñas pero agradables subidas y bajadas, llegaremos a una zona de playas vírgenes que se alargarán durante 6 kilómetros hasta las Puntas de Calnegre.

Nos podemos detener en la playa de Percheles, un bonito arenal en forma de media luna a mitad de trayecto. Si queremos hacer el tramo por caminos asfaltados debemos adentrarnos en las pistas creadas para acceder a diversos invernaderos que hay en la zona. En las Puntas de Calnegre cerraremos el círculo y habremos visitado en bici dos de los tramos más vírgenes de la costa de la Región de Murcia, atravesando parques naturales y espacios protegidos de alto interés.

Más información | Murcia Turística

Publica un comentario

*Los campos marcados son obligatorios